lunes, 19 de febrero de 2018

Rape en salsa especiada

Hace unos meses preparé una salsa especiada de cebolla. Teniendo como base esa salsa cociné una merluza que nos gustó mucho. En pescados el rape es uno de los que más preparo y de los que más nos gustan. Recordé esa receta y me decidí a prepararlo prácticamente igual, con la salvedad de cambiar la cebolla por cebolleta y añadir un puerro. El resultado nos encantó, así que os animo a cocinarlo si es que os gusta este pescado.

Rape en salsa especiada

Ingredientes
1 cola de rape limpia
harina
sal

Para la salsa
1 cebolleta
1 puerro (la parte blanca)
4 tomates de pera
50 ml de vino blanco
1/2 limón
2 dientes de ajo
1/2 cucharadita de cominos molidos
aceite de oliva virgen extra
una pizca de azúcar
sal
pimienta blanca molida

Elaboración
Pedimos en la pescadería que limpien el rape, le quiten la espina central y corten en rodajas.
Lavamos el pescado, salamos, enharinamos y freímos, en una sartén con un fondo de aceite unos minutos por cada lado. Sacamos y reservamos.

Para la salsa; lavamos y troceamos los tomates. Reservamos.
Pelamos la cebolleta, el puerro y los ajos. Cortamos la cebolla en brunoise, lavamos el puerro y cortamos a rodajas la parte blanca, picamos los ajos y pochamos todo en una sartén con un fondo de aceite de oliva; cuando tomen color, agregamos el vino y el zumo de limón y dejamos reducir. Incorporamos los tomates y cocinamos unos 20 minutos. Comprobamos la acidez y si hace falta añadimos una pizca de azúcar. Echamos en el vaso de la batidora y trituramos.
Volcamos en la sartén, añadimos el comino y la pimienta molida y cocinamos unos minutos para integrar sabores. Reservamos.
En una cazuela ponemos las rodajas de rape, cubrimos con la salsa y cocinamos unos 10 minutos.

rape en salsa especiada de cebolla y tomate
Espero que sea de vuestro agrado.

lunes, 12 de febrero de 2018

Lomo de cerdo con alcachofas confitadas y patatas

Recetario Mañoso después del descanso de las fiestas nos propone elaborar recetas con un ingrediente de todos conocido: la carne de cerdo.
Si visitáis esta página veréis detalles referentes a este animal y que seguro desconocéis como me ha pasado a mí. Por si estáis interesados en elaborar y colaborar con alguna receta no dejéis de visitarla ya que hasta el 10 de marzo hay tiempo para hacerlo. 
La carne de cerdo junto con la de pollo es una de las qu más utilizo en casa. Se da la circunstancia además de que estamos en plena campaña de la alcachofa y dado que en Benicarló se celebra la fiesta de esa hortaliza he querido rendir un pequeño homenaje y hermanar los ingredientes.
Y esta es mi propuesta, una especie de plato combinado que espero sea de vuestro agrado.

Lomo de cerdo con alcachofas confitadas y patatas

Ingredientes
6 filetes de lomo de cerdo
3 patatas
6 alcachofas
6 dientes de ajo
pimentón dulce
perejil
aceite de oliva virgen extra
sal

Elaboración
Limpiamos los filetes de lomo quitándole la grasa que pudiera llevar. Reservamos.
Limpiamos las alcachofas quitando las hojas externas dejando solo la parte más blanca, cortamos las puntas, repasamos el tallo y cortamos en cuartos. Las ponemos en un bol con agua y unas ramas de perejil para evitar que ennegrezcan.
Pelamos las patatas y cortamos en bastones. Reservamos en un bol cubiertas con agua.
En una cazuela colocamos las alcachofas sobre su base, para ello le hacemos un corte para que se asienten. Colocamos los dientes de ajo entre ellas, cubrimos con aceite y a fuego muy suave las confitamos. El aceite no debe hervir. Transcurrida media hora comprobamos si están hechas pinchando con una brocheta.
Las sacamos, colocamos boca abajo y dejamos escurrir. Partimos en cuartos.
En una sartén ponemos una generosa cantidad del aceite de confitar las alcachofas y freímos las patatas. Sacamos, salamos y reservamos.
En esa misma sartén dejamos un poco de aceite y hacemos los filetes de lomo hasta que toman color.
Emplatamos colocando los filetes de lomo en el centro,  acompañamos con patatas y con alcachofas y a estas últimas las espolvoreamos con pimentón dulce.

lomo de cerdo con alcachofas confitadas
Con esta receta colaboro en la propuesta que para estos meses nos hace Recetario Mañoso.

Confío en que sea de vuestra aceptación.

lunes, 5 de febrero de 2018

Lentejas con puerros, a mi manera

Este fin de semana parece que el invierno ha querido avisar de que está ahí. Por aquí ha hecho unos días muy desapacibles, el viernes bastante frío, el sábado muy nublado y ayer domingo con lluvia y frío aunque no tanto como por otros lugares. Por tanto apetece un plato caliente, un plato de cuchara.
No hay que decir que las lentejas es una de las legumbres que más me gustan. En estas fechas suelo hacerlas con relativa frecuencia alternándolas con garbanzos y alubias.
En esta ocasión las he preparado con una verdura que también me encanta, el puerro.
La primera vez que las hice utilicé nata, en esta última he usado leche y también he incluido zanahoria que, en la primera ocasión, no le puse. También en la segunda versión, el perejil, en lugar de picarlo lo he puesto entero. Tengo que decir que en cualquiera de las dos versiones están muy ricas, pero como siempre lo dejo a vuestra elección por si os apetece hacerlas. Os aseguro que os gustarán.

Lentejas con puerros, a mi manera (4 pax)

Ingredientes
200 g de lentejas pardinas
2 puerros (la parte blanca)
50 g de tocino ibérico
1 cebolla grande
1 zanahoria
1 diente de ajo
1 rama de perejil
1 hoja de laurel
2 clavos de especia
5 granos de pimienta
1/2 cucharadita de comino molido
50 ml de nata para cocinar o leche
aceite de oliva virgen extra
sal

Elaboración
En una cazuela ponemos las lentejas cubiertas de agua fría.
Pelamos la cebolla, partimos por la mitad y a una de las mitades le incrustamos los dos clavos de especia.
Pelamos y cortamos en rodajas la zanahoria.
Limpiamos los puerros y separamos mediante un corte la parte blanca de la verde. Reservamos.
Arrimamos al fuego la cazuela con las lentejas y añadimos la 1/2 cebolla con los clavos de especia incrustados, la parte verde de los puerros, la zanahoria en rodajas, el diente de ajo sin pelar, los granos de pimienta, la rama de perejil, la hoja de laurel y el comino, salamos y cocemos unos 25 minutos.
Transcurrido ese tiempo extraemos la cebolla, la rama de perejil y la parte verde de los puerros y continuamos la cocción a fuego suave.
Mientras cuecen las lentejas, pelamos y picamos muy fino la otra media cebolla.
Pelamos y cortamos en rodajas la parte blanca del puerro.
Cortamos en dados pequeños el tocino.
En una sartén con un fondo de aceite sofreímos el tocino, agregamos la cebolla, removemos y añadimos el puerro. Rehogamos.
Cuando la cebolla transparenta, añadimos la nata o la leche y un poco de caldo de las lentejas, mezclamos bien y dejamos reducir.
Volcamos en la olla a las lentejas, removemos, rectificamos de sal y cocinamos unos 10 minutos.

1 versión con nata
lentejas con puerros
2ª versión con leche y zanahorias
lentejas con puerros
Y como todo se aprovecha, una vez que extraje la cebolla y la parte verde de los puerros, estos últimos los dejé escurrir, los puse en un plato y los aderecé con sal, aceite de oliva virgen extra y unas gotas de vinagre de vino. Sirvieron de aperitivo. Deliciosos. Y aquí los tenéis por si os apetecen.

parte verde de los puerros aderezados con sal, aceite de oliva virgen extra y vinagre
puerros
Espero que tanto una versión, con nata, como la otra, con leche, sean de vuestro agrado. ¿Con cual os quedáis?

lunes, 29 de enero de 2018

Pechugas de pollo al horno

Hemos entrado en la última semana del mes de enero que más bien ha parecido mayo o junio, al menos por aquí, ya que las temperaturas no han sido las normales para estar en invierno. A ver si cambian y llueve, falta hace. Este domingo por fin ha aparecido la lluvia.
La receta que os propongo para hoy es simple, sencilla de hacer y con muy pocos ingredientes. Se trata de unas pechugas de pollo que en esta ocasión las he preparado al horno con unas patatas y acompañadas de unos tomates fritos. Espero que sean de vuestro agrado.

Pechugas de pollo al horno

Ingredientes
2 pechugas de pollo a filetes
2 patatas
2 tomates
1 cebolla
2 dientes de ajo
aceite de oliva virgen extra
sal

Elaboración
Salamos los filetes de pechuga, les hacemos unos cortes y los ponemos a macerar con aceite y ajo picado.
Pelamos las patatas y las cortamos a rodajas no muy gruesas.
Pelamos la cebolla y la cortamos en aros.
Precalentamos el horno a 200 ºC.
Pincelamos con aceite una placa de horno y colocamos por la superficie las rodajas de patata y los aros de cebolla. Salamos, mojamos con un poco de aceite y un vaso pequeño de agua y la introducimos en el horno. A los 20 minutos colocamos sobre la cama de patatas y cebolla los filetes de pechuga y horneamos hasta que toman color. Les damos la vuelta, mojamos con un poco del caldo de cocción y cocinamos 20 minutos.
Mientras se hacen ponemos en una sartén un poco de aceite. Partimos los tomates por la mitad y los freímos unos minutos hasta que vemos que ablandan.
En un plato ponemos los filetes de pechuga y acompañamos con las patatas y los tomates fritos.

pechugas de pollo al horno
Un plato sencillo de hacer y que confío os guste.